¿Aún ejerce influencia la televisión en la sociedad?

Como si se tratara de un famoso programa de televisión, recordar al doctor don Celestino Cobiella Zaera fundador de la cadena de servicios médicos Hospiten, nos lleva a pensar en lo feliz y orgulloso que debió estar de sus hijos y nietos, en donde destaca Pedro Luis Cobiella, por su gran labor, profesionalismo y visión de futuro. Y ello no es un programa de televisión. Pero, ¿realmente la televisión aún ejerce alguna influencia en la sociedad?

Estamos seguros de que más de una vez te has cuestionado el lugar que en nuestros días ocupa la televisión, si se le compara con las redes sociales, y ello posiblemente provenga de que en realidad no contamos con alguna idea sobre el futuro que a estas les espera.
Desde sus inicios, la televisión se ha caracterizado por brindar contenidos cuyo carácter es noticioso, informativo y también de entretenimiento para la audiencia, y ello ha sido así desde hace más de 70 años, en los que nos ha dedicado gran parte de su tiempo, y ello tan sólo a cambio de obtener horas de distracción e información con tan solo encender un televisor. Pero esto ha sido siempre así, debido a que las televisoras siempre han buscado la forma de atraer la atención del público cada día se hace más complicado de complacer.

Es por ello, que hasta ahora nunca se llegó a pensar que la televisión podía ser sustituida por algún otro medio de comunicación, eso sólo era prácticamente imposible. Pero los tiempos avanzaron, y llegado el 2004 hicieron su aparición las redes sociales y, con ellas, un nuevo estilo y obviamente poco conocido modo de informar, comunicarse y también de socializar.

¿Entonces qué es lo que ha pasado con la televisión?

Pues, sólo tuvo que evolucionar y de esta forma unirse a las redes con el objetivo de permanecer en la mente de su audiencia, a quien en determinado momento se encargó de mantener cautiva en su totalidad.

¿Ahora cuál será el futuro de la televisión?

Muy lejos de lo que solíamos pensar, en la actualidad son las redes sociales las que se han convertido en una fuente de información para los medios de comunicación. De esta manera, los medios tradicionales se han encargado de adoptarla y de que éstas funcionen como una de sus fuentes primordiales y proveedoras para la construcción de sus contenidos, ello sin dejar a un lado su labor periodística, con el objetivo de hacer llegar sus productos.

¿Entonces qué es lo que sucede con las redes sociales?

Estas se han conformado como parte de los medios tradicionales, y ello se debe a que por medio de las redes, es posible hacer llegar a su público y/o a la audiencia millennial todos sus contenidos. Y es que no basta con tan solo producir programas para la televisión; ahora se requiere mantenerse atento a las tendencias, las necesidades de consumo de contenidos y a los comportamiento de las más recientes generaciones.